LF- cuotas gimnasios

En los casos que aún no se permita la entrada a los gimnasios, puede ser una buena idea congelar las cuotas de todos los socios. El tráfico de socios debería aumentar con el tiempo, pero por ahora, puede que tengas que ser creativo. ¿Cómo compensas los meses que estuviste cerrado?

  1. La clave para la retención es la participación.
  2. Considera cómo puedes ayudar a tus socios a cubrir las cuotas.
  3. Personaliza la experiencia de tus socios.

Un estudio global afirma que el 40% de los socios planea hacer ejercicio en casa con más frecuencia después del brote. – Fuente: Global Web Index Monthly Study, abril de 2020

El miedo y el hábito de entrenar en casa

Muchos socios habrán experimentado por primera vez el hecho de hacer ejercicio en casa, y puede que les haya gustado y quieran seguir haciéndolo. Por otro lado, puede que no les guste y que sientan la necesidad de volver a entrenar en tu gimnasio. De cualquier manera, es esencial retener a los socios durante el confinamiento. Retener a los actuales es mucho más rentable que atraer a nuevos usuarios.

Piensa en soluciones

Otra gran idea para mantenerte involucrado con tus socios es alquilar bicicletas o accesorios: balones medicinales, kettlebells, esterillas, bandas de resistencia e incluso mancuernas.

Un incentivo como este, combinado con clases grupales en streaming, ¡asegurará que el número de usuarios que se unan a una clase online aumente! Podrías hacer esto por ti mismo, o junto con otros propietarios de gimnasios de tu zona. Life Fitness contribuye con soluciones para el hogar como Digital Coach y el canal ICG Vimeo. Combínalos con paquetes de accesorios para ofrecer un entrenamiento completo en casa. ¡Aprovecha esta oportunidad e intenta interactuar con tus socios!

También te puede interesar: Presentamos Digital Coach: Entrenamientos online desde casa

Ofertas durante todo el año en lugar de promociones temporales

A pesar de que los socios también pueden tener dificultades financieras, intenta preguntarles si les parece bien que sigan pagando la cuota. De esta manera, puedes seguir haciendo frente a los costes fijos (alquiler, personal, etc). A cambio, puedes ofrecerles las cantidades adeudadas durante el cierre de forma gratuita después del período de suscripción. La ventaja de esto es que la suscripción de cada socio tiene una “fecha de finalización” diferente, lo que significa que esas semanas o incluso meses gratis se distribuyen equitativamente. De esta manera, se reparte el ‘dolor’ de regalar estos meses gratis.

LF - Cuotas gimnasios

Abre durante las vacaciones

Trata de permanecer abierto durante los días festivos nacionales. En otras palabras, compensa el tiempo que has estado cerrado y abre los días que normalmente cerrarías.

Ahorra en el alquiler

Las cadenas medianas y grandes pueden decidir estratégicamente no reabrir sus gimnasios para tener una ventaja con sus arrendadores al no pagar el alquiler, hasta que vean la oportunidad de llegar al umbral de rentabilidad. Entendemos que esto puede ser un problema para cadenas más pequeñas o gimnasios independientes.

Reduce las cuotas

Otra opción es cobrar un cierto porcentaje de la cuota, suficiente para cubrir los gastos fijos. Por ejemplo, 10 euros que se pagarán en la reapertura o se compensarán con los cobros que se realicen en ese momento. Esta es también una forma de “esparcir el dolor” para poder mantener tu negocio a flote.

Ofrece cuotas alternativas de forma temporal

¿Puedes abrir partes de tu gimnasio, como la piscina o las clases grupales al aire libre? Puedes ofrecer a tus socios la posibilidad de suscribirse y pagar solo por estas instalaciones. Congela sus membresías actuales y ofréceles un contrato temporal por servicios limitados. De esta manera, podrás darles la bienvenida, ellos estarán felices de realizar sus entrenamientos y recibirás tu flujo de caja básico.

¿Sabías que la gente se queda por la gente?

El 10% de los socios actuales dicen que abandonarán su gimnasio. Cuando los socios de tu gimnasio consideran dejar o cancelar su suscripción, puede que sea porque sienten que están perdiendo a sus compañeros de fitness. Mejora el espíritu de grupo, la comunidad, para que la gente sea menos propensa a irse. ¿Qué tal una promoción de “Trae un amigo”? Esto podría ser difícil dado el distanciamiento social. Pero en el caso de ser posible, estas promociones han demostrado ser muy valiosas para los gerentes de gimnasios, así como para el socio actual y el nuevo socio potencial.

Hay algo que casi todo el mundo ama: ¡Las cosas gratis! Una de las formas más fáciles de retener a los socios es compensar la cuota con una bolsa de regalos, ¿quizás incluir una mascarilla personalizada?

 

¿Quieres obtener más consejos y trucos prácticos sobre cómo prepararte para la reapertura de tu gimnasio? ¡DESCARGA NUESTRO E-BOOK!

Claudia, Marketing Coordinator

¡Hola! Soy Claudia, me siento muy orgullosa de trabajar para una compañía que puede tener un impacto positivo en la vida de las personas. En mis posts voy a compartir noticias, ejercicios, eventos, consejos, … ¡Espero que os gusten!